Trucos para disimular ojeras y bolsas

Siempre hay ese “día después” en el que las ojeras y bolsas aparecen, aportando un aspecto cansado y envejecido a nuestro rostro, más aún en verano, cuando las fiestas en la playa, las cenas con amigos y trasnochar, son prácticas habituales durante el verano. Pero existen sencillos trucos y consejos que te ayudarán a conseguir tener buena cara después de dormir poco, y en concreto, a conseguir una mirada fresca y luminosa, sin las antiestéticas ojeras y bolsas con las que te desafiará al espejo.
El Dr. José González Vidal, oftalmólogo y cirujano ocular, pionero en la introducción de las últimas técnicas de rejuvenecimiento del contorno de los ojos, nos da las claves. ¡Toma nota!
Adiós a las bolsas y ojeras después de una gran fiesta
“Las bolsas aportan a la mirada una apariencia triste y envejecida y se caracterizan por una hinchazón en el párpado inferior. Las ojeras en cambio aparecen por el pigmento de los capilares que queda depositado en las capas superficiales de la piel. Tanto bolsas como ojeras, pueden aparecer por causas genéticas pero también cuando se duerme poco o cuando se está cansado o estresado” nos explica el Dr. José González Vidal.
El doctor nos aporta consejos para conseguir remediar y disimular esas bolsas y ojeras que han podido aparecer después de dormir poco, y qué mitos son ciertos, o no, al respecto:
CONTRA LAS BOLSAS
Aplicar rodajas de pepino sobre los ojos es un mito muy extendido. Es cierto que ayuda a descongestionar las bolsas, pero hay que tener en cuenta que es un efecto momentáneo. “El frío lo único que hace es producir una vasoconstricción y, por lo tanto, una disminución del líquido que sale de los vasos. Así, si el frío se utilizara cada día y de forma constante podría haber una mejoría, pero luego volvería a empeorar si se deja de aplicar” nos explica el doctor.
Es aconsejable dormir con la cabeza más alta que el cuerpo, es decir, con una almohada o dos, ya que provoca que el líquido se acumule menos en la zona facial, en concreto en las bolsas oculares. De esta manera, nos levantaremos con mejor aspecto y con los ojos menos hinchados.
Una cena ligera a base de verdura y con poca sal también ayuda a una menor retención de líquidos y, por tanto, a tener un mejor aspecto por la mañana.
Lavar la cara con agua muy fría por la mañana ayuda a bajar las bolsas. Además con el ejercicio físico a primera hora -aunque sea simplemente andar- se acelera la eliminación de líquidos en la zona facial y, por lo tanto, mejoran antes el aspecto de las bolsas.
La solución definitiva para las bolsas que no desaparecen es el tratamiento de la blefaroplastia química, en la que el doctor realiza un peeling medio localizado que dura unos 10 minutos.
CONTRA LAS OJERAS
Un sueño profundo y reparador queda reflejado en nuestro aspecto, en concreto, en las ojeras. Por este motivo, es una de las soluciones más efectivas para reducirlas.
Aplicar en casa un tratamiento en serum despigmentante o blanqueante. El doctor González Vidal recomienda aplicarlo dos veces al día durante un mes como mínimo.
El maquillaje antiojeras, es la solución más rápida para conseguir disimular el tono oscuro de las ojeras.
Si las ojeras no desaparecen, la solución definitiva y sin dolor que nos recomienda el doctor es la infiltración de producto de relleno y vitaminas o el tratamiento despigmentante o blanqueante mediante láser.

Comments

comments